Teatro Esperanza Iris

La reconstrucción - Vida Cotidiana

Originaria de Tabasco, Esperanza Iris fue una de las actrices y cantantes más emblemáticas de su época. Comenzó su carrera siendo muy niña y fue reconocida internacionalmente. En Brasil la nombraron ""Reina de la Opereta"" título avalado en países como España y Cuba. Su amor por el arte y  la escena la llevó a obsesionarse con un sueño: Tener su propio teatro.

El 3 de mayo de 1917  se colocó la primera piedra para construir el Teatro Esperanza Iris -ahora Teatro de la Ciudad- ubicado en la calle de Donceles.  Doña Esperanza, no pudo estar presente en la ceremonia, se colocó un gran retrato en su representación; dispuesta a lograr su objetivo se encontraba en una gira artística con cuyas ganancias mandaba puntualmente cada diez días el dinero para pagar la raya de los trabajadores, todos ellos mexicanos según sus órdenes.

Cuando las funciones de la gira no eran tan afortunadas, llegó a deshacerse de joyas u otras pertenencias con tal de cumplir con los pagos. Tuvo muchas complicaciones en el proceso, en ocasiones  llamaba al teatro ""Mi novio ingrato"" según cuenta en sus memorias ""porque los novios ingratos hacen llorar a la mujer que los ama y mi teatro me hacía llorar día por día.""

Transcurrido un año, el teatro estaba casi listo para su inauguración. Doña Esperanza se encontraba en Veracruz cuando recibió la noticia de un breve retraso y fue enterada de que un empresario había llevado a Veracruz a un experto taquígrafo para que durante una función de la Opereta ""La Duquesa del Bal Tabarín"" (obra con la que estrenaría) tomara en taquigrafía toda la obra y así poder copiarla y estrenarla antes en México.

"" Yo no hubiera querido ver mi teatro hasta que estuviera terminado pero…"" 

La llegada de Esperanza Iris a la ciudad después de una extensa gira para conocer su teatro fue todo un acontecimiento. Cientos de admiradores la esperaban con flores y se realizó un improvisado desfile desde la estación de trenes hasta la calle de Donceles. Aunque al teatro le faltaba la marquesina y otros detalles, ya estaba lleno cuando su dueña caminó hasta el escenario para agradecer el inesperado recibimiento. Interpretó la canción ""Amor y olvido"" y así inició una fiesta que duró hasta la madrugada del día siguiente.

El 25 de mayo de 1918 se realizó la inauguración formal con la presencia de Don Venustiano Carranza. Una vez en el escenario, Doña Esperanza abrió el telón para encontrarse ante ella, primero a sus hijos y detrás de ellos,  todos los obreros que hicieron el teatro. El que era albañil tenía una pala en la mano, el carpintero un martillo, el pintor una brocha y así sucesivamente.

Le entregaron una pulsera con cadena de oro de la cual colgaban las llaves que simbólicamente representaban las llaves del teatro. Conmovida dijo en su discurso: ""Patria adorada la expresión mas sincera de adhesión y amor al ofrecerte este edificio en el que van comprendidos los esfuerzos sobrehumanos de muchos años de trabajo, sacrificio y fatigas…""

https://www.youtube.com/watch?v=JhfkzyLFlkw