Allende y Unzaga, Ignacio María de

Aires libertarios - Personajes

"

(San Miguel, Gto., 1769 - Chihuahua, Chih., 1811)

Nació en San Miguel el Grande, hoy de Allende, Guanajuato. Era militar de carrera, pero siendo de origen criollo -hijo de españoles nacido en la Nueva España- simpatizó con las ideas independentistas que empezaron a correr en México desde 1808. Tenía fama de ser buen jinete y con su grado de capitán siguió a Hidalgo cuando fue descubierta la conspiración de Querétaro, rebelándose con el regimiento de Dragones de la Reina que estaba a su mando. Desde el comienzo de la guerra tuvo dificultades con Hidalgo, pues consideraba que para tener éxito debían contar con un ejército bien organizado y bien armado aunque no fuera muy numeroso, y no con la muchedumbre, que sin organización y sin disciplina, se había unido a la independencia y a la cual se le permitía el saqueo en las ciudades que ocupaban. 

 Las diferencias entre los dos caudillos se agravaron aún más, cuando Hidalgo se negó a tomar la ciudad de México a pesar de que Allende lo recomendaba plenamente. Al sobrevenir la derrota de Hidalgo en la batalla de Puente de Calderón, los insurgentes decidieron marchar hacia el norte. En Aguascalientes, Hidalgo fue destituido del mando y Allende fue nombrado generalísimo. A pesar de su nuevo cargo, el fin estaba próximo. En su trayecto a Saltillo los caudillos fueron traicionados y aprehendidos en las Norias de Acatita de Baján en la refriega murió el hijo de Allende. Sentenciado a muerte, don Ignacio murió fusilado el 26 de junio de 1811 en Chihuahua. Su cabeza fue colgada en una jaula en una de las esquinas de la Alhóndiga de Granaditas.