Guadalajara

Cancionero

Guadalajara, Guadalajara, 

Guadalajara, Guadalajara, 

tienes el alma de provinciana, 

hueles a limpia rosa temprana, 

a verde jarra fresca del rio, 

son mil palomas tu caserío, 

Guadalajara, Guadalajara, 

hueles a pura tierra mojada. 

 

¡Ay, ay, ay, ay, ay! 

¡ay, ay, ay, ay, ay! 

¡ ay, ay! 

 

¡Ay colomitos lejanos, 

¡ay! ojitos de agua hermanos, 

¡ay! colomitos inolvidables, 

inolvidables como las tardes 

en que la lluvia desde la loma, 

irnos hacia hasta Zapopan. 

 

¡Ay Zapotitan del alma, 

nunca escuché otras campanas 

como las graves de tu convento, 

donde se alivian los sufrimientos, 

triste Zapopan, misal abierto, 

en que son frailes mis pensamientos. 

 

¡Ay colomitos lejanos, 

¡ay! ojitos de agua hermanos, 

¡ay! colomitos inolvidables, 

inolvidables como las tardes 

en que la lluvia desde la loma, 

irnos hacia hasta Zapopan. 

 

¡Ay! Tlaquepaque pueblito, 

tus olorosos jarritos 

hacen más fresco el dulce tepache, 

para la birria, junto al mariachi, 

que en los parianes y alfarerías 

suena con triste melancolía. 

 

¡Ay colomitos lejanos, 

¡ay! ojitos de agua hermanos, 

¡ay! colomitos inolvidables, 

inolvidables como las tardes 

en que la lluvia desde la loma, 

irnos hacia hasta Zapopan. 

 

¡Ay! Laguna de Chapala 

tienes de un cuento la magia, 

cuento de ocasos y de alboradas, 

de enamoradas noches lunadas, 

quieta Chapala, es tu laguna 

novia romántica como ninguna, 

Guadalajara, Guadalajara.