Ernesto Cortázar, el compositor

Música - Personajes

Ernesto Cortázar era un hombre versátil. En la música se destacó como compositor y arreglista, y en el cine fue actor, músico, compositor, guionista, argumentista, productor y director.
    Nació en Tampico, Tamaulipas, el 10 de diciembre de 1897. En 1926 fundó el grupo Los Trovadores Tamaulipecos, un quinteto, que le dio la oportunidad de aparecer por primera vez en el cine, en la película Mano a Mano (1932), dirigida por Arcady Boytler.
    Junto con el músico y compositor Juan S. Garrido escribió la música de fondo y las canciones de las películas El tesoro de Pancho Villa y La familia Dressel (ambas de 1935).
    Este acercamiento musical con el cine, amplió la inquietud de Cortázar por la industria por lo que, en 1938, creó junto a su socio, el también compositor Lorenzo Barcelata, la compañía productora de cine Producciones Barcelata-Cortázar con la que realizaron películas como La reina del río (1938), dirigida por René Cardona.
Debutó como director en Noche de ronda (1943) —primera de 17 como director—, película inspirada en el bolero de Agustín Lara y protagonizada por María Antonieta Pons y Susana Guízar.
    En su faceta de escritor creó comedias rancheras, melodramas y cine de rumberas. Como argumentista, guionista o director, sus películas más sobresalientes son Jalisco nunca pierde (1937), Seda, sangre y sol (1941), Juan charrasqueado (1947), Amor con amor se paga (1948), En cada puerto un amor (1948), Si Adelita se fuera con otro (1948), Callejera (1949), Los tres alegres compadres (1951) y Los hijos de María Morales (1952).
    Destacó como letrista de la Época de Oro de la Cinematografía Nacional, en conjunto con Manuel Esperón, quien se encargaba de la composición musical. 
    Esta mancuerna legó muchas de las canciones más famosas del cine como:
“Ay Jalisco no te rajes”, “El apagón”, “No volveré”, “Cocula”, “Noche plateada”, “Serenata tapatía”, “Amor con amor se paga”, “Tequila con limón”, “Hasta que perdió Jalisco”, “Carta de amor”, “El ahijado de la muerte”, “Traigo un amor”, “Cuando quiere un mexicano”, “Fiesta mexicana”, “Qué te cuesta”, “Dicen por ahí”, “Aunque me cueste la vida”, “Chaparrita cuerpo de uva”, “Al diablo con las mujeres”, “Necesito dinero”, “Águila o sol” y “El aventurero”, por mencionar  algunas.
    Ernesto Cortázar murió en un accidente automovilístico el 30 de noviembre de 1953. En ese tiempo ocupaba el puesto de presidente de la Sociedad de Autores y Compositores de México (SACM), de la que también fue fundador.